¿Cómo hacer y cuáles son los modelos de currículum más comunes?

El currículum se ha convertido en una piedra angular a la hora de buscar nuevas oportunidades laborales. En un mercado donde hay mucha competencia de candidatos, ofrecer un buen currículum vitae que consiga destacar sobre el resto, puede ser la clave para acceder a ese puesto que tanto tiempo llevas buscando. A la hora de su elaboración, tan importante es la información que aparezca en él, como el modelo de currículum elegido. La pregunta es, ¿sabemos cómo hacer un currículum eficaz?

¿Qué modelo de currículum elegir?

Antes de empezar a añadir los datos, es importante elegir el tipo de modelo de currículum que utilizaremos para ello. En la actualidad existen un amplio abanico de opciones, pero entre todas ellas podríamos destacar tres modelos que vienen siendo los más utilizados.

El currículum cronológico

Como su nombre bien indica, se trata de un modelo que organiza la información de forma cronológica, empezando por los logros o puestos de trabajo más recientes y acabando por los más antiguos. Este modelo permite al reclutador conocer la evolución del candidato. Suele ser una opción muy válida para personas con una larga trayectoria laboral y académica. Por contra, no es recomendado para personas que no tienen experiencia laboral o que han estado con largos periodos de inactividad.

El currículum funcional o temático

La gran característica de este otro modelo, es que la información es distribuida por temas, es decir, un apartado para destacar su formación, otro para las habilidades o los logros conseguidos a lo largo de su carrera. Es sin duda, una opción muy buena para aquellas personas que no tienen experiencia laboral, que han estado mucho tiempo sin trabajar o quieren cambiar de sector profesional.

El currículum combinado o mixto

El tercero de los modelos que os traemos, se puede ver como una mezcla de los dos anteriores, cogiendo lo mejor de cada uno de ellos. Por un lado detalla la trayectoria profesional de forma cronológica, pero a su vez, detalla las habilidades y logros asociados a ese puesto. Puede ser una buena opción si cuentas con mucha experiencia laboral o has permanecido en un mismo puesto durante muchos años.

Consejos para elaborar un currículum perfecto

Aunque pueda parecer sencillo, elaborar un currículum puede ser una tarea muy compleja si queremos destacar sobre el resto. Por este motivo, siempre es bueno tener en mente una serie de consejos que pueden ser de gran ayuda.

Tener un Curriculum diferenciador

Lo primero que deberemos tener en cuenta es que el currículum debería ser sencillo y original. Es la forma que tenemos de mostrar nuestras competencias al reclutador, de ahí la importancia de que aparezca únicamente la información más importante sobre nosotros. Lo más recomendable es que este currículum ocupase una hoja, aunque si se tiene mucha experiencia laboral, esto puede resultar complicado.

Resalta tus habilidades y experiencias en tu Curriculum

Es importante destacar y hacer énfasis en tus principales competencias y experiencias laborales a la hora de escribir tu currículum vitae. Detalla las actividades realizadas, los programas que manejas o tu nivel de conocimiento. Todo esto debería ir acompañado del nivel que tengamos en cada una de nuestros conocimientos. No olvides que la información debe ser concreta, ya que los reclutadores solo dedican unos pocos minutos a cada candidato.

Especifica para cada puesto ocupado, las misiones y las tareas realizadas

De esta forma, el reclutador podrá hacerse una idea de todas tus habilidades y conocimientos que tengas. Como hemos dicho en el punto anterior, la información debería ser lo más concisa posible.

Se honesto

Son muchos los que mienten a la hora de elaborar su currículum, pero más pronto que tarde acabarán descubriéndote y entonces será peor. Siempre debes ser honesto ya que todo lo mencionado dentro del CV puede ser objeto de preguntas por el entrevistador.

Información de Contacto

Aunque pueda parecer algo obvio, son muchos los que olvidan poner en su currículum información tan importante como el correo electrónico, su cuenta de LinkedIn u otro medio de contacto.

No hay que olvidar, que a la hora de elaborar el currículum, este actuará como «aperitivo» de lo que posteriormente explicarás en una posible entrevista. Evita caer en el error de detallar toda tu trayectoria desde el principio.

Ir arriba