Consejos para crear la mejor imagen de marca en negocios pequeños

En épocas de emprendedurismo, muchos pequeños negocios surgen día a día aprovechando las ventajas técnicas que brindan los nuevos desarrollos en comercio online y herramientas como redes sociales. Ahora bien, destacarse entre tanta competencia no es algo sencillo, por lo que a continuación te brindaremos una serie de consejos de branding que debes tener en cuenta.

Las pequeñas firmas y tiendas emprendedoras online son el equivalente a lo que hace algunas décadas eran (y aún continúan siéndolo) los negocios locales. Con un fuerte incremento del consumo en línea. De esta manera, todos los días vemos salir a la luz nuevos proyectos que se disputan una parte del gran mercado que es la web. Sin embargo, llamar la atención entre tanta competencia visual no es algo sencillo y es allí en donde entra en juego el branding. Desarrollar una imagen de marca, después de todo, es el primer paso para el éxito en los negocios. 

Es por ello que en el siguiente artículo nos centraremos en repasar algunos consejos claves a la hora de crear la imagen de su pequeño emprendimiento para poder competir con otras marcas de su mercado, sin importar el tamaño de ellas. Es sabido que el mundo web es una gran democratizadora de oportunidades si se aprovechan al máximo las oportunidades y recursos que brinda.

1 – Definir la imagen de su marca

Este primer punto es clave, ya que es el que marcará lo que sigue: sus productos, su tienda, su forma de comunicarse y mucho más. Saber qué es lo que quiere representar con su firma influirá en la imagen que sus clientes y potenciales clientes tengan de usted. Poder representar es una imagen o concepto ayudará a dar los siguientes pasos.

En ese sentido, una buena estrategia de branding es lo que le terminará dando a usted una marca sólida que sea fácil de identificar y diferenciar entre la competencia. Pongamos un ejemplo: si va a abrir una tienda de bebidas, es importante saber si quiere representar sofisticación elegancia o, por el contrario, abundancia y precios económicos. Esa representación desencadenará en diversas estrategias.

Los especialistas en branding suelen destacar que gran parte de una sólida estrategia de marca es tomarse el tiempo de hacerse preguntas a uno mismo sobre sus ideas y expectativas. Después de todo, no hay peor error que comenzar un negocio sin tener en claro qué es lo que queremos transmitir.

2 – Póngase en contacto con la comunidad

Este consejo es clave ya sea que hablemos de tiendas locales o negocios virtuales: patrocinar eventos, charlas, recitales y demás actividades que involucren a su público objetivo es vital para que su marca empiece a ser asociada con el tipo de producto o servicio que busca ofrecer.

Una imagen de marca no puede realizarse en solitario, por lo que mientras mayor sea su interacción con la audiencia, mejor será la imagen de su marca en términos generales, convirtiéndose en referencia inmediata a la hora de hablar de su universo de intereses y temáticas. Recuerde: ya sea que hablemos del mundo virtual o una tienda local, debe comunicarse con su entorno de forma proactiva.

3 – Dedíquele tiempo a su logo

Uno de los errores más graves que cometen los negocios cuando comienzan es no invertir tiempo y recursos en su logo. Muchas veces se subestima este aspecto, pensando que puede resolverse de manera veloz o práctica, sin dimensionar del todo cuál es su real valor en el posible éxito de su negocio y el rol que juega en la imagen de su marca.

Un logo será el encargado de definir en pocos segundos todo lo que usted desea representar y sus valores, así como la identidad en general de su firma. Una forma de interactuar con su comunidad es comunicarse con estudios de diseño locales o imprentas que puedan ayudarlo con esta tarea para que usted pueda centrarse en otras cuestiones.

Por suerte, también existen recursos en línea que pueden ayudarnos si no contamos con un estudio de diseño cercano. Una variable es contratar un diseñador en línea: de hecho, hay páginas especializadas en contactar clientes con diseñadores para que ambas partes salgan satisfechas.

A su vez, también se han desarrollado herramientas prácticas y ágiles como un programa para hacer logos, el cual le permite resolver mediante Inteligencia Artificial (IA) todo lo necesario para dar con un resultado profesional en cuestión de pocos minutos. Además de sencillo, el proceso también es entretenido.

4 – Marque sus empaques o bolsas

Una vez que ya ha dado con su logo y su imagen en general, ha llegado el tiempo de reafirmarla y aprovechar su potencial. En ese sentido, invertir en colocar su logo en el empaque o bolsa de sus productos, así como también en afiches o tarjetas personales en caso de servicios, es una manera eficaz de generar confianza y darle un aspecto más profesional.

En ese sentido, es una gran manera de personalizar aún más cada paso, ganando un terreno codiciado por cualquier negocio que es el del imaginario del cliente: si ante una necesidad de un producto o servicio, la imagen de nuestra marca es la primera que aparece, es porque hemos hecho bien el trabajo. No descuidar detalles como los empaques o bolsas es ir en el buen camino.

5 – Invierta en señalización de marca (si corresponde)

En la misma dirección, este consejo aplica para aquellas empresas o negocios pequeños que cuentan con presencia en las calles, como pueden ser servicios de delivery, puestos ambulantes o más. Colocar su logo y demás aspectos que hacen a la imagen de su marca es una forma de publicidad gratuita que no debe desaprovechar.

Además, dará una imagen de seriedad y trabajo constante, mostrándose operativo y eficiente. ¿O acaso no cree que FedEx hace bien su trabajo? Sus camionetas personalizadas, así como el uniforme de sus trabajadores, hacen a una imagen de marca presente y dinámica.

6 – Más allá de la insistencia, valore la constancia

Ahora bien, luego de todo lo desarrollado hasta aquí, puede que surja un error grave de interpretación: muchos emprendedores o comerciantes novatos suelen priorizar la presencia en diversos lugares antes que la consistencia de ese logo o imagen a representar. Por ejemplo, ya sea en la marquesina de nuestro negocio, en las redes sociales o en los empaques, debe marcar coherencia.

En ese sentido, tenga en cuenta que el diseño sea siempre el mismo, así como el color, los tonos, las tipografías, diseños extra y demás. Una presencia desordenada es peor que la ausencia, por lo que vuelva a los primeros puntos de este artículo y piense en un concepto sólido que pueda replicar y sostener.

7 – Asóciese con marcas locales o complementarias

Volviendo al punto de la interacción con la comunidad, otro buen consejo para desarrollar una imagen de marca sólida para un pequeño negocio es asociarse con otras marcas locales y así compartir información, público, beneficios y recursos en general. Cuando hablamos de negocios físicos, esto toma aún más importancia para que los clientes cercanos puedan conocerlo en profundidad.

En el caso de marcas online, es importante asociarse con marcas que brinden productos o servicios complementarios, lo cual suplirá la ausencia del espacio físico pero potenciará su alcance en redes sociales y en términos de publicidad en general. Sigamos con el ejemplo de una tienda de bebidas: asociarse con un emprendimiento de copas puede ser una excelente idea.

8 – Cuente su historia y sus valores

Ya sea que hablemos de su sitio web, sus redes sociales o en etiquetas, empaques o bolsas, contar la historia de su negocio es una gran manera de vincularse con su comunidad y generar calidez y empatía. Después de todo piense en lo siguiente: ¿a quién no le gusta que le cuenten una buena historia?

En esa dirección, debe tener en cuenta que mientras más información tenga sobre usted y su firma, mayor confianza generará en el público, así como también el sentimiento de ser alguien en quien confiar en términos profesionales. Una etiqueta en sus productos en donde cuente su historia, así como un apartado especial en la página web es un detalle que será muy bien valorado.

9 – Devolver a la comunidad

Por último, tome partido en causas solidarias y eventos que involucren a la comunidad incluso por fuera de su ámbito. Ayudar a refaccionar espacio de uso común, colaborar en caridad o en el colegio local, así como otras formas de mejorar la vida en común, harán que su marca no solo sea referente dentro de su rubro, sino también dentro de su círculo.

En el caso de tiendas en línea, esto puede hacerse con causas solidarias que circulen en redes sociales o que hayan salido a las noticias. Devolverle a la comunidad parte de lo que le ha dado ayudará a que la imagen de su firma sea acompañada de una gran reputación.

Ir arriba