6 claves para realizar fotografías de productos como si fueras un profesional

Son muchos los factores que influyen a la hora de que un comercio electrónico pueda alcanzar el éxito. Contar con productos de calidad y a buen precio, dar un buen servicio o un diseño atractivo del ecommerce son cosas que siempre deberíamos tener en cuenta. Pero además de todo esto, hay otro elemento muy importante y que en muchas ocasiones se queda en el olvido. Nos estamos refiriendo a la fotografia de producto. Como sabemos de su importancia, hoy queremos hablar sobre este aspecto a lo largo de nuestra publicación.

Qué es la fotografía de productos

Lo primero de todo es conocer a qué estamos haciendo referencia cuando hablamos de fotografía de producto. Este tipo de fotografías son las que se realizan a aquellos artículos que van a aparecer en un comercio electrónico, siendo uno de los elementos más importantes de cualquier comercio online ya que será la única forma que tendrán los clientes de ver con detalles esos productos en los que pudieran estar interesados.

Con estas fotografías lo que se busca es resaltar todos los destalles del producto, consiguiendo atraer la atención de los consumidores. El problema es que no siempre resulta sencillo conseguirlo. Contratar un fotógrafo profesional o el uso de algún software especializado en este tipo de fotografías pueden ser de gran ayuda. Pero en el caso de que no puedas permitírtelo, siempre hay algunas claves que deberías tener presente para conseguir la mejor fotografía de producto posible.

Claves para realizar fotografías de productos

A continuación compartimos con todos vosotros algunos consejos que pueden ser de gran ayuda a la hora de fotografiar esos productos que formarán parte de vuestro comercio electrónico.

Fondo neutro

Lo primero que debemos saber, es que el verdadero protagonista de este tipo de fotografías es el producto, por lo que es recomendable no utilizar ninguna otra cosa que pueda distraernos de él. En este sentido, lo más recomendable es utilizar un fondo neutro, ya sea blanco o negro, aunque la primera de ellas suele ser la más recomendada, más si el producto es oscuro. Además, conseguir ese fondo blanco es muy sencillo. Un simple folio o un trozo de tela blanco puede ser suficiente.

Acertar con la iluminación

La iluminación es otro de los factores a tener en cuenta. Lo más recomendado es utilizar la máxima luz natural posible, pero como es algo que no depende de nosotros, debemos estar preparados con otras fuentes de iluminación artificial. Aquí, el uso de lámparas o flashes pueden proporcionarnos la luz necesaria para conseguir un resultado óptimo.

Elige una buena lente

El equipo fotográfico también es importante para conseguir una buena calidad de fotografía, pero más que el equipo, es importante centrarnos en la calidad de la lente. Si queremos imágenes de calidad, no escatimes en gastos a la hora de elegir la lente.

Uso de trípode para la fotografía

Una cosa debes tener presente, rara vez conseguirás la fotografía deseada a la primera. Lo normal es que hagas muchas pruebas de cada producto. Para que esto os sea más fácil, lo recomendado es utilizar un trípode que os ayude a mantener la configuración y orientación utilizada en la cámara.

Prepara el producto a fotografiar

Antes de empezar a fotografiar los productos, es recomendable que dediquéis algo de tiempo a su preparación. Por ejemplo, limpiarlo para quitar todo el polvo que pueda tener, o estirarlo en el caso de las prendas. Una vez que esté preparado a vuestro gusto, es cuando deberíais empezar a fotografiarlo. De esta forma podréis ahorrar mucho tiempo.

Prueba el producto en distintas posiciones y perspectivas

El último de las claves que os queremos dar es que hagáis todas las pruebas que sean necesarias. Fotografías tomadas desde distintas posiciones y perspectivas para que vuestros clientes puedan hacerse la mejor idea posible de ese producto.

Como hemos comentado, las fotografías de los productos de cualquier comercio electrónico son clave para el éxito. Por este motivo, es recomendable dedicar el tiempo y los recursos necesarios para conseguir imágenes de calidad con la que atraer la atención de vuestros clientes.

Ir arriba