La ciencia en España no necesita tijeras

3973473121_e76fde787c_o

El presente artículo forma parte de esta iniciativa de La Aldea Irreductible a la cual desde Incubaweb nos sumamos.

Durante muchos años hemos oído quejas del sector de la investigación y de muchos científicos al respecto de que la I+D en España era prácticamente inexistente; muchos especialistas debían marcharse del país para hacer su trabajo, porque en casa, conceptos como subvención, beca, ayuda y similares no estaban en el orden del día. El gobierno actual aseguró que eso cambiaría ya durante la campaña electoral, y como eso sorprendió tanto, muchos no les creímos. Pero cumplieron.

Así, durante algunos años España ha vivido algo parecido a un soplo de aire fresco en cuanto a Investigación y Desarrollo, teniendo en cuenta que en países vecinos nos llevan años de ventaja pero que como mínimo, y por primera vez en mucho tiempo, las cosas habían cambiado para mejor, aunque sigue habiendo mucho que hacer y que si se mira con lupa el panorama actual, salta a la vista que ni por asomo es boyante ni siquiera normalito, pero tampoco se puede comparar con lo que ocurría hace como quien dice cuatro días.

Así que para rizar el rizo de la situación, el gobierno ha decidido aplicar unas medidas que en base suponen un recorte del presupuesto de I+D en España. Hay quien baraja cifras orientativas cercanas al 15%, hay quien calcula por lo bajo y quien se pone en la peor situación, pero teniendo en cuenta que según el gobierno esta medida está motivada por la crisis, doy por sentado que las consecuencias serán más graves que las que se preveen, porque en temas económicos, seguimos sin dar pié con bola.

La crisis puede ser una situación extraordinaria que algunos pensamos que se podía haber previsto; en cualquier caso, una situación extraordinaria requiere medidas extraordinarias, pero recortar presupuestos de ciertas áreas, simplemente, no me entra en la cabeza. Si hasta ahora había poca inversión -pero algo era algo- a partir de ahora, podría haber menos. Y cuando quien se tenga de dar cuenta se de cuenta, ya será demasiado tarde. Esta es la visión de futuro que tiene el gobierno: recortar en I+D y volver al pasado. España necesita muchas cosas, pero tijeretazos en I+D precisamente, no.

Ir arriba