Tres razones para tener un audífono inalámbrico

Escuchar música es una de las experiencias más accesibles y fascinantes de la vida. Es algo que cuesta poco dinero y que (gracias a la tecnología) nos acompaña mientras estudiamos, trabajamos, limpiamos nuestra casa o corremos por la playa.

Hoy, a través nuestros dispositivos móviles, el acceso a disfrutar de nuestras melodías favoritas es simple e infinito. Pero más allá del mero reproductor, hay otro elemento clave que hace de la experiencia musical un momento único: los audífonos

Si eres una de esas personas a las que les gusta musicalizar cada momento, vivir como en una película dramática o como en un videoclip de una banda inglesa, de seguro te interesan los audífonos inalámbricos, un invento que vino (literalmente) a desenchufarnos.

En este artículo te dejamos algunas razones por las cuales necesitas tener un auricular inalámbrico. En el mercado, los hay de muchas marcas, variedades y modelos. Los audífonos Philips suelen ser una buena opción y se venden en tiendas online.

Primera razón: la comodidad

La gran desventaja de los auriculares con cable siempre fue que uno se sentía atado al dispositivo de reproducción. Por ejemplo, a la hora de correr escuchando música, un movimiento en falso podía generar un tirón en el cable y que los audífonos se desenchufaran (o incluso hasta que se rompieran).

Cuando hablamos de las condiciones de acceso al consumo musical en lugares externos o en movimiento, sin dudas una de las grandes conquistas de la tecnología fue la aparición de los audífonos Bluetooth. Los auriculares sin cable son más útiles para usar cuando uno está haciendo ejercicio: no se enganchan y son menos molestos al cuerpo. 

Además, si los eliges, evitarás un momento tedioso que implica desenredar el cable antes de conectaros para escuchar tu canción favorita. En definitiva, los audífonos inalámbricos otorgan, por lejos, muchísima más comodidad que aquellos que necesitan enchufarse.  

Segunda razón: la “libertad”

La segunda razón para elegir audífonos Philips inalámbricos es la “libertad” que brindan. Algunos de estos dispositivos tienen un rango de acción de hasta diez metros. O sea, continúan funcionado a esa distancia del reproductor.

Esta característica es muy útil para cuando escuchamos música conectados a la computadora en nuestra casa mientras realizamos alguna tarea: el sistema Bluetooth nos dará un amplio margen de movimiento sin que el sonido se corte.

Tercera razón: el control

Muchos audífonos inalámbricos cuentan con botoneras que nos permiten cambiar de canciones, manejar el volumen o responder una llamada, entre otras opciones.

Este tipo de posibilidades son muy útiles para mantener el control de lo que estamos escuchando de manera fácil y rápida. Por ejemplo, si estamos oyendo música en el supermercado mientras realizamos las compras y alguien se nos acerca a hablar, podemos bajar el volumen sin tener que sacar el teléfono celular del bolsillo.

Además, los auriculares más modernos nos permiten incluso hablar con asistentes personales de tecnología artificial como Siri o Alexa. En el mercado hay audifonos Philips bluetooth precio con diferentes opciones de control.

Otras razones para tener un audífono inalámbrico

audifono inalambrico 2

La conexión de los Philips audifonos bluetooth te dará la posibilidad de migrar de conexiones sin tener que utilizar el cable. De esta manera, podrás pasar del un dispositivo a otro (de la computadora al celular, por ejemplo) de manera simple. 

Otra razón para a tener en cuenta es que el sonido de los audífonos bluetooth ha mejorado definitivamente con el avance de la tecnología. La calidad sigue siendo inferior a la de los auriculares con cable, pero en la mayoría de los casos estos dispositivos tienen un buen nivel de audio.  

Algunas desventajas de los audífonos inalámbricos

No todas son buenas para los auriculares inalámbricos. Mejor dicho, los audífonos con cable también tienen sus atributos positivos que esta nueva tecnología no ha podido superar.

A la calidad del sonido, los audífonos con cable suman la ventaja de que no deben ser recargados. Pueden funcionar continuamente. Los inalámbricos tienen el tiempo limitado de la batería, que además es un elemento que suele traer inconvenientes.

Los auriculares con cable sirven generalmente como antena trasmisora de radio y nos permiten escuchar nuestras emisoras favoritas sin tener que acceder a internet. Esta función no está disponible en los modelos bluetooth.

En tanto, otro punto a favor de los audífonos con cable es que son más difíciles de perder. Los inalámbricos, en cambio, pueden caerse ante un movimiento brusco, y cuando son muy pequeños extraviarse en el suelo. Asimismo, pueden traspapelarse en cajones o bolsos, por eso te recomendamos que siempre los guardes en su estuche.

Entonces, ¿cuál elijo?

Como vimos, tanto los auriculares inalámbricos como aquellos que cuentan cable tienen sus pro y sus contra, por lo que es difícil tomar partido por uno de los dos. Este tipo de compra es muy personal, pero hay una pregunta que puedes hacerte como guía antes de realizarla: ¿para qué los voy a utilizar?

Si tu idea es contar con auriculares para escuchar tu música favorita mientras haces actividad física (corres o vas al gimnasio), no hay dudas de que debes optar por Philips audífonos bluetooth.

 Lo mismo te recomendamos si planeas usarlos mientras cumples tareas de la casa o vas al supermercado. Los auriculares inalámbricos son definitivamente más cómodos en movimiento.

Ahora, si tus planes son escuchar música sentado en tu casa, no es necesario utilizar un auricular inalámbrico. Uno tradicional te será útil y de seguro te saldrá más barato.

Asimismo, los auriculares con cable también parecen los indicados para quienes trabajan en la edición de sonido. Y, por su infinita autonomía, también son útiles para cualquier tipo de actividad que demande estar horas frente a una computadora.

Además, recuerda que un auricular sin cable te servirá para escuchar radio sin usar internet. Por eso, si la utilidad que le vas a dar viene por ese lado, deberás priorizar esta elección independientemente de la actividad que vayas a hacer con los mismos.

Una última recomendación: si te gusta escuchar radio y disfrutas de la música y las películas con sonido envolvente, invierte un poco de dinero y cómprate un auricular de cada tipo. No te arrepentirás.    

Ir arriba